LOVE STORY. WOODY ALLEN AND HIS MUSES

Photobucket

En más de treinta años de carrera, Woody Allen no sólo es conocido por sus originales y filosóficas maneras de hacer cine, sino también por su particular estilo de fidelidad laboral hacia las figuras femeninas que protagonizan sus films, una y otra vez. Primero fue Diane Keaton, quien aparte de convertirse en la entrañable Annie Hall o actuar en El Dormilón fue su pareja durante un tiempo. En Manhattan, Allen se reserva un rol como el maduro hombre que cae rendido ante una tierna Mariel Hemingway adolescente, casi vaticinando lo que vendría después con el asunto Soon - Yi. A comienzos de los ochenta se obsesiona con Mia Farrow, la ex esposa de Sinatra, la que saltó a la fama como su pareja y la protagonista indudable de casi toda su filmografía ochentera. Al separarse, comienza a buscar nuevas musas como Dianne Wiest, quien estuvo nominada a un Oscar por Balas sobre Broadway. Y recientemente, todo el mundo comenta lo animoso que se ve de trabajar con la bomba sexual del cine Scarlett Johansson, la que ayudó a Allen a obtener nuevamente el reconocimiento con Match Point o Scoop. Y entre medio de todas estás féminas, otras también han participado en la carrera del director: Madonna, Anjelica Huston, Barbara Hershey, Julie Kavner, Jennifer Tilly, Chloë Sevigny, Radha Mitchell, Drew Barrymore, Demi Moore y muchas otras más...

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...